Muchas veces nos preguntáis qué son las lías y por qué en Bodegas Godelia son tan importantes y marcan el estilo de nuestros vinos. Por eso, en este post queremos explicaros qué son exactamente las lías y para qué sirven.

Pues bien, las lías no son más que los “posos” que quedan en el vino después de la fermentación, están formadas por levaduras muertas, bacterias, ácidos grasos y polifenoles. Cuando la fermentación termina y en el vino deja de haber carbónico, los posos se van depositando en el fondo del depósito.

Existen dos tipos de lías, las gruesas, que pesan más y se caen primero. Son oscuras y no tienen aromas muy interesantes; y las lías finas, que se caen después y se depositan sobre las gruesas, son de un color clarito y huelen genial: a panadería, flores y mantequilla. Éstas son las que nos quedamos después de trasegar el vino para hacer la crianza.

Battonage durante la crianza en barrica

BENEFICIOS DE LAS LÍAS

La crianza sobre lías nos aporta complejidad a los vinos, aromáticamente, nos dan matices muy sutiles a panadería, pastelería y flores. En boca nos dan volumen haciendo que nuestros vinos sean mucho más gastronómicos.

Además de estos beneficios, nos protegen el vino de la oxidación, puesto que consumen oxígeno; esto nos permite tener blancos más longevos y trabajar con dosis más bajas de sulfuroso en nuestras elaboraciones.

EL BÂTTONAGE

Durante la crianza sobre lías utilizamos la técnica del bâttonage, que consiste en poner las lías en suspensión cada cierto tiempo. Para cada tipo de vino lo hacemos de un modo diferente. Godelia Godello tiene una crianza sobre lías de 5 meses en depósito de acero inoxidable. Para hacer el bâttonage introducimos nitrógeno por la parte inferior del depósito hasta que vemos que se pone turbio, después, las lías se vuelven a depositar en el fondo hasta la siguiente vez, no sin antes ceder sus propiedades al vino. En el caso de  Godelia Selección Godello  el bâttonage se realiza dentro de las barricas durante la crianza en madera de roble, para ello utilizamos un bastón metálico y curvo que nos ayuda a levantar todos los posos del fondo de la barrica. La frecuencia de agitación viene determinada por la cata, y es nuestra enóloga la qué decide cada cuánto tiempo y cuándo dejamos de hacerlo.

Además de depósitos de inoxidable y barricas de roble, en Bodegas Godelia también utilizamos huevos de cemento para criar nuestros blancos, y las lías tienen mucho que ver en ello. La forma ovoide de estos recipientes favorece el movimiento interior del vino, con lo que las lías se mantienen en suspensión de forma natural durante más tiempo.

Bodegas Godelia - Godelia Selección Godello

¿QUÉ PASA CON LOS TINTOS?

Generalmente no aplicamos el método de bâttonage en los vinos tintos, pero en el caso de Viernes, nuestro mencía joven, nos gusta dejarlo unos meses en depósito con las lías finas, porque le aportan cierto volumen y cremosidad en boca que nos resulta muy agradable y hace que sea un joven con chispa.

Esperamos que con este post hayáis aprendido un poco más acerca de nuestros vinos y su elaboración, así como la importancia del uso de las lías. Por ello brindamos, y lo hacemos con un Godelia “sobre lías”… ¡Salud!

 

Comparte en: